“La Actitud ante cada reto es la clave del éxito”: Mónica Sanz

En este espacio de Mujeres Triunfadoras me complace escribir la historia de superación de Mónica Sanz, una Ingeniera Químico, venezolana que hoy día reside en España, y que tras una ardua formación académica, constancia, y buena ACTITUD se ha convertido en la inspiración de muchas mujeres que desean incursionar en un mundo que aún sigue siendo dominado por los hombres, la INGENIERÍA, pero en el que Mónica se desempaña hábilmente aportando lo mejor de sí, para abrir pasos a la próximas generaciones femeninas. 

Conoce a Mónica Sanz 

Mónica es una morenaza de ojos claros, grandes y expresivos, la conocí en su niñez en su época de gimnasta en el Club Gymnos, siempre alegre, buena vibra, buscando lo mejor de cada ser humano, supongo que estas características de su personalidad la llevaron a practicar YOGA y convertirse en instructora, por amor a esta práctica, pero en realidad es una de sus pasiones, pues no vive de ello. 

Esta hermosa mujer de 36 años vive sin etiquetas, se considera una mujer auténtica porque actúa por convicción propia, actúa con el corazón, es una mujer de retos y eso la ha llevado a salir de su zona de confort y buscar superarse.  

Siguiendo sus propios deseos de superación y cambio, viajó hasta España en el 2013, le pregunté por los motivos que la llevaron a salir de su país natal y así respondió:

“En Venezuela había llegado a un punto de estancamiento a pesar de que trabajaba en el campo de mis sueños, siempre fui una apasionada del sector energético e industrial. sentía la necesidad de superarme como mujer y como persona y decidí optar a un Máster en la universidad Politécnica de Madrid (UPM) para especializarme en logística industrial, creo que también Quería tener tener otras experiencias culturales, conocer nuevas personas , lugares y disfrutar de mi nuevo camino, proyectos y retos …” 

Esta decisión trascendental la llevó a convertirse en lo que es hoy día Magíster en Mantenimiento Industrial y también en Ingeniería de Organización (producción y logística) y  por supuesto, ocupar un merecido cargo como Inspection Quality Control Coordinator en la empresa TECNICAS REUNIDAS, deinitivamente, todo esfuerzo, acompañado de buena ACTITUD tiene sus frutos y Mónica es claro ejemplo de este precepto de vida.

Emigrar es un proceso muy duro…

 Esto no es novedad, todos los que por una u otra razón hemos tenido que salir de nuestro país entendemos que emigrar es un proceso muy duro,  sin embargo, Mónica con la suficiente consciencia y sentido común,  con su espíritu de superación y humildad que la caracteriza lo supo sobrellevar:

“siempre que entendamos que somos nosotros los que entramos en una nueva cultura y demos lo mejor de nosotros para adaptarnos y lo hacemos desde el respeto. Todas las barreras puedes ser superadas …Estudiar en un entorno Multicultural y de excelencia siempre es enriquecedor y te hace esforzarte para obtener lo mejor de ti”.

Todo es esfuerzo tiene su recompensa…

Luego de graduarse  de la UPM de Madrid buscar trabajo como Ingeniero fue un proceso largo, pero no se rindió y en la actualidad trabaja en una empresa EPC. (Engineering Procurement Construction) llamada Técnicas Reunidas.

Esta impetuosa mujer comenta  que dicha empresa se encarga de realizar proyectos de ingeniería en el área de Petróleo y Energía a nivel mundial.

Sanz tiene bajo su cargo un numeroso grupo de hombres con lo que trabaja, digamos es la jefa, aunque en realidad no es algo que ella quisiera expresar, fue decisión propia que  conocieran esta parte de su trabajo; y es que lo considero muy relevante porque es motivo de orgullo que en un MUNDO DOMINADO POR HOMBRES, UNA MUJER LOGRE DESTACAR, y es esa la razón de contar esta historia, comprender que cuando se quiere todo es posible y podemos generar un cambio positivo en la sociedad.

“En España como en el resto de la Unión Europea solo alrededor del 25% de Mujeres se dedican a la ingeniería. Es un dato poco alentador pero como yo lo veo es un área donde todavía nos podemos desarrollar”.

Mónica Sanz

El mayor de los retos para Mónica Sanz

“Como QCC (Quality Control Coordinator)  o mejor dicho, Coordinadora de calidad mi trabajo a grandes rasgos en monitorizar la fabricación de equipos para plantas industriales como recipientes, equipos rotativos como bombas, compresores, turbinas , válvulas etc.  El objetivo es que el cliente obtenga exactamente lo que ha pedido bajo todas las especificaciones técnicas y de calidad y su adecuada instalación en campo y funcionamiento.

Así que uno de los grandes retos en mi trabajo es tratar con muchísimos proveedores a nivel mundial y aprender a lidiar con culturas muy diferentes para obtener lo que esperas de ellos y llegar a consensos sobre todo considerando que con quien quiera que trabaje Saudíes, Alemanes, Americanos, Indies o Chinos siempre me encuentro lidiando en un 80% de los casos con hombres… Con lo que muchas veces tienes que llevar al máximo tus actitudes de negociación y esforzarte por mostrar tu competencia técnica y personal”.

“Aunque me desenvuelvo en un mundo de hombres debo decir que nunca me he sentido rechazada por el contrario siempre he tenido el apoyo de mis compañeros”.

“La Actitud ante cada reto es la clave del éxito”

“Creo que para triunfar en este mundo como en cualquier otro siempre debes trabajar en tu Actitud ante los reto, tus conocimientos, tus habilidades son importantes, pero tu ACTITUD ante cada reto o proyecto que se te presente es lo que multiplica y te hace funcionar en cualquier entorno y además hacer buenos compañeros.

En mi área que es muy técnica y en la que no hay muchas mujeres, y por eso, mi esfuerzo es mayor, me esfuerzo cada día para estar a la altura profesionalmente,  y abrir camino para que en un futuro otras mujeres puedan llegar con facilidad y haya buenos precedentes. Esta es  mi forma de feminismo personal ya que creo que las mujeres somos perfectamente capaces para ser competitivas en el área que lo deseemos y olvidemos los tabúes de que existen cosas para “hombres” o “mujeres” la Ingeniería es un gran espacio de oportunidades en la actualidad para que exploren las mujeres y espero que el desempeño que tenemos en la actualidad abra caminos a muchas mujeres en el futuro”.

El éxito no se mide por la fama, por el dinero por la influencia o los reconocimientos, el éxito se mide por la capacidad que tienes de ser resiliente y siempre ir en buscar de tus sueños, aún cuando el universo pareciera no conspirar a tu favor, y pareciera que lograr tu propósito fuera una misión imposible, es allí cuando te encuentras con el mayor de tus retos , mantener tu mejor ACTITUD y no flaquear, y solo así verás los frutos , en ese momento puedes sentirte como una MUJER TRIUNFADORA.

La historia de Mónica nos deja un mensaje de perseverancia, de éxito pero también de humildad y buena ACTITUD ante los retos de la vida, de sembrar para que otras mujeres también recojan de tus frutos, insisto que el mundo no necesita de etiquetas, no necesita que te identifiques con el FEMENISMO, necesita que actúes pensando en todo lo que puedes hacer para que otras también lleguen a su meta, sencillamente el mundo necesita de mujeres unidas por un mismo propósito abrir espacios y resaltar.

Publicado por Mundo Styvalee

Madre. Comunicadora Social. Escritora. Gimnasta, aficionada del fitness Emprendedora. Motivadora. Feminista. Autora de Mundo Styvalee.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: